En un llamado urgente ante la creciente amenaza del dengue en el Valle del Cauca, la gobernadora Dilian Francisca Toro instó a la ciudadanía a tomar medidas preventivas para frenar la propagación de la epidemia.

«Seguimos insistiendo en el llamado para que evitemos depósitos de agua limpia, lavemos los tanques y cambiemos el agua de los floreros, para evitar la reproducción del zancudo», resaltó la gobernadora. «Así mismo, debemos utilizar repelente y, en caso de presentar fiebre mayor a 39° por más de tres días, vómito o sangrado, acudir inmediatamente al médico.»

Con cerca de 1.400 casos de dengue reportados cada semana, la situación en el departamento se vuelve crítica. La secretaria de Salud, María Cristina Lesmes, advirtió sobre la posibilidad de que la epidemia se prolongue hasta mediados de año, dependiendo de las condiciones climáticas.

«Estamos en la parte más grave de una epidemia que empezó en marzo del año pasado», explicó Lesmes. «Solo en enero hemos registrado 10 fallecidos por esta enfermedad en el departamento y no queremos uno más.»

La Administración departamental ha tomado medidas concretas, dotando a los hospitales con pruebas de antígeno para un diagnóstico rápido. La secretaria de Salud hizo hincapié en la importancia de la detección temprana. «Consulte al médico para que le hagan la prueba y descartemos rápidamente si tiene o no dengue. Queremos evitar casos graves y desenlaces fatales.»

Con un llamado a la unidad y solidaridad, la Gobernación hace un ferviente llamado a la población para superar esta emergencia de salud pública, recordando que la prevención y la acción colectiva son cruciales para salvar vidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *