En un suceso en Buenaventura, Valle del Cauca, cuatro patrulleros de la Policía Nacional se encuentran bajo la lupa judicial por su presunta participación en la muerte de un hombre. La Fiscalía General de la Nación los ha presentado ante un juez de control de garantías, imputándoles el delito de homicidio agravado.

Los hechos se remontan a la noche del 2 de mayo de 2023, cuando los agentes respondieron a un llamado por disturbios en un hotel. La situación escaló rápidamente, resultando en un enfrentamiento con un huésped alterado. Según las autoridades, la mordida que uno de los policías recibió desencadenó una respuesta desproporcionada por parte de sus colegas, quienes presuntamente golpearon brutalmente al hombre durante más de cinco minutos.

Imágenes captadas por cámaras de seguridad revelan la violencia ejercida por los patrulleros, propinando patadas y puñetazos en diversas partes del cuerpo y aplicando presión en el cuello de la víctima.

Tras intensas investigaciones, el CTI de la Fiscalía logró la captura de los implicados en operativos llevados a cabo en Buenaventura, Pereira y Cartagena. Un fiscal de la Dirección Especializada contra las Violaciones a los Derechos Humanos les imputó el cargo, aunque los acusados se mantienen firmes en su negación.

En este momento, los patrulleros deberán cumplir medida de aseguramiento en un centro carcelario mientras se desarrolla el proceso judicial. Este trágico incidente pone de manifiesto la importancia de la transparencia y la rendición de cuentas en las fuerzas del orden, subrayando la necesidad de un escrutinio constante para garantizar la justicia y el respeto a los derechos humanos. Estaremos actualizando la información a medida que se desarrollen nuevos acontecimientos en este caso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *