En un destacado logro para las fuerzas de seguridad, la Policía Nacional ha llevado a cabo un operativo eficiente que resultó en la desarticulación de una red de tráfico de drogas. En esta ocasión, la sustancia incautada fue la Ketamina, una droga disociativa con potencial alucinógeno.

El operativo se llevó a cabo sobre la vía Andalucía – Cerritos km 12, en el municipio de Zarzal (Valle), gracias a la pericia de los uniformados adscritos a la Seccional de Tránsito y Transporte (SETRA) del Departamento de Policía Valle. Dos hombres, de 33 y 35 años, fueron capturados en flagrancia mientras se desplazaban en un vehículo tipo camión, marca Chevroleth, de color azul y de servicio público.

El hecho que llamó la atención de los agentes fue la presencia de una llanta de repuesto en la cabina del automotor. Un registro minucioso reveló que esta llanta escondía 322 frascos de Ketamina, cada uno con 100 mililitros de la sustancia. Los detenidos, al ser interrogados y solicitada la documentación reglamentaria del producto, no pudieron proporcionar explicaciones convincentes.

La Ketamina, originariamente utilizada en medicina por sus propiedades sedantes, analgésicas y anestésicas, ha sido objeto de interés para redes de narcotráfico en la fabricación de drogas sintéticas, como la conocida «cocaína rosa» o tusi, durante más de una década.

El valor estimado de cada frasco de Ketamina en el mercado es de alrededor de $600.000 pesos. Con esta incautación, se logra evitar la producción y distribución de aproximadamente 32.200 dosis de Tucibí «2CB», con un valor que oscila entre $60.000 y $100.000 pesos por gramo, dependiendo de la receta y el lugar de comercialización.

El vehículo interceptado tenía como ruta desde Ipiales (Nariño) hasta la ciudad de Ibagué (Tolima), con la sospecha de que la sustancia sería distribuida, especialmente en entornos escolares.

Los capturados, el vehículo y los elementos incautados fueron dejados a disposición de la autoridad competente. El Coronel Giovanni Cristancho Zambrano, Comandante del Departamento de Policía Valle, hace un llamado a los padres de familia y a la comunidad en general para suministrar información que permita la incautación de este tipo de sustancias, destacando los graves riesgos para la salud asociados al consumo de Ketamina.

La Policía Nacional reafirma su compromiso con la seguridad ciudadana y continuará desarrollando acciones de control, registros a vehículos y personas. Se insta a la comunidad a denunciar cualquier hecho delictivo que afecte la convivencia y la seguridad llamando a la línea de emergencia 123.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *